15 jun. 2010

Chile y sus volcanes. Región de los Lagos.


Crater del Volcán Puyehue

Con sus 4300 km de largo, Chile es un pais de contrastes. Desde los desiertos y el altiplano del norte hasta los glaciares y los fiordos del sur. Además de pertenecer a una región altamente sísmica debido a la subducción de la placa de Nazca bajo la placa Sudamericana, cuenta con innumerables volcanes a lo largo de la cordillera andina, algunos de ellos aún activos y otros durmientes. Algunos de los más llamativos se encuentran en la región de los Lagos, en torno a Pucón y Osorno. Los perfectos conos nevados del Villarrica, del Lanín o del propio Osorno actúan como imanes ante los ojos del caminante. A sus faldas aún se pueden observar los efectos de sus erupciones años atrás: lenguas de lava ya petrificada dejan paso a valles de roca volcánica, de colores oscuros, capados de la menor expresión de vegetación y sin embargo asombrosamente bonitos, únicos. Al contemplar este paisaje inerte uno cree encontrarse en la superficie de otro planeta. Sin embargo basta con dirigir la mirada al fondo del valle para reconocer los bosques de araucaria y alerce por los que hemos estado paseando horas antes, envolviendo los grandes lagos y los caudalosos rios que tan llenos de vida dan nombre a esta región de Chile.